Translate

viernes, 8 de noviembre de 2013

EL CAMINO REAL A VALDEBURÓN Y TIERRA DE LA REINA A SU PASO POR CISTIERNA. ARGUMENTACIÓN HISTÓRICA. Siro Sanz García


Un tema complejo el de las comunicaciones de la Montaña Oriental Leonesa, pero muy necesario e interesante a la hora de abordar la historia de la comarca desde momentos previos a la romanización hasta principios del siglo XX. Los caminos romanos con vocación civilizadora se trazaron siguiendo el avance de los ríos a diferencia de los caminos estratégicos por alto. Entre los del río y los de altura se construyeron innumerables caminos transversales, éstos comunicaban los castros y los distintos valles que penetran en la cordillera. En este artículo intentaremos explicar como entraba hacia la montaña la Calzada del Esla o Vía Saliámica, describiendo su paso por Cistierna, en progresión ascendente, aguas arriba, hacia Valdeburón y Tierra de la Reina.
Aunque la calzada romana del Esla ascendía por la margen izquierda, al menos así lo muestra el mapa de Tomás López durante el Siglo XVIII, sin embargo la tradición, también la existencia del Puente Viejo de Cistierna y el de Mercadillo, atestiguan la antigüedad de otro camino que por la margen derecha subía hacia la montaña desde más abajo de Gradefes.
Este camino, aún era visible y transitable antes del inicio de la construcción de la carretera que circunvala la villa de Cistierna por el Oeste. Venía de Modino y después de Mercadillo pasaba por: Vegarribero, los Corrales de Cistierna, Puente Viejo, Vegabarrio, atravesaba Vegamediana en dirección a Sabero. A este camino en Cistierna y Sabero, se le denominaba Camino Real . 
Durante el S. XIX en actas de los notarios de Riaño y en las hijuelas de fincas correspondientes al pago de Vegarribero, situado entre el Puente Viejo y el de Mercadillo margen derecha del Esla, se nombra siempre como límite de dichas fincas hacia el Oeste, el Camino Real.  En 1894 al inventariar una finca en el pago de Vegarribero se dan como límites: “Río Esla al Este y Camino Real al Oeste. (Notario Vicente Terceño Ortíz. Partición de bienes de la herencia de D. Antonio Fernández Herrero.ff 123, C 13107).
También el diccionario geográfico de Madoz menciona esta dualidad del Camino Real a su paso por Cistierna: "En Riaño, el camino que baja de Valdeburón se divide en dos ramales uno que se dirige hasta la ribera de Gradefes pasando por: Huelde, Verdiago, Cistierna en cuyo término se divide en dos, y otro que se dirige a Pedrosa y pasa por el Puerto del Pando...". Queda bien claro en el texto, que en Cistierna el Camino Real se dividía también en dos ramales como en Riaño. La explicación no es otra que los pasos del Puente Viejo y el de Mercadillo que permitían la comunicación entre las poblaciones situadas en ambas márgenes de río tan caudaloso como era y es el Esla. (Diccionario Geográfico de Pascual Madoz 1855, p. 251). Por lo tanto aguas arriba a partir de Cistierna, existía un camino por la margen derecha que también conducía hasta Valdeburón, utilizado cuando la vía principal junto al río, sobre todo cuando los tramos de San Roque en las Salas, quedaban inundados durante las grandes crecidas estacionales.
En Vegamediana (margen derecha del Esla), en el lugar conocido como Escobio Bajero se halla una gran eminencia rocosa rodeada de foso artificial por el sur, sobre ella se ubicaba uno de los castillos del complejo defensivo de Aguilar, cabeza de un gran territorio en la alta y plena Edad Media. Desde este castillo del Escobio Bajero se controlaba el paso de personas y mercancías que por aquí entraban a la garganta del Esla en dirección a Valdeburón y Tierra de la Reina. El topónimo del Escobio de Aguilar y el camino se atestigua y testimonia por un documento del año 1143 (JOSÉ MARÍA FERNANDEZ CATÓN. Colección Documental de la Catedral de León, V, Documento 1441, p 216).


LA CONSTRUCCIÓN DE LA VARIANTE DE CISTIERNA Y SU AFECCIÓN AL CAMINO REAL EN LA ROTONDA DEL PUENTE DE YUGUEROS.

La entrada al antiguo camino anteriormente descrito se hacía sin problemas por el puente de Yugueros y comunicaba con las naves industriales construidas en sus aledaños, toma de agua de la Jagariz y fábrica de Luz,  además de los terrenos comunales pertenecientes a la Junta Vecinal de Cistierna. El acceso se hacía sin mayores problemas para vehículos y sobre todo peatones que utilizaban el camino como zona de paseo hasta la fuente de la Jagariz.
Actualmente se ha dejado una vía de servició a la que se entra sin dificultad en coche por la rotonda, sin embargo, los peatones tienen que caminar por los arcenes de la rotonda o saltar los pretiles de cemento que la separan de la variante. El problema se agudiza  por ser el Camino Real parte de la Ruta del Castillo de Aguilar, haciéndose muy difícil y peligroso el inicio de la misma junto a la rotonda  por lo anteriormente descrito. La forma en que se perpetró la rotonda avisa sobre la ligereza de los  estudios previos a estas obras y sus afecciones, que por ignorancia de los que entienden en ello y la dejación de responsabilidades de nuestras autoridades inciden de forma muy negativa sobre los intereses del concejo, de los ciudadanos y menoscaban la historia de las comunicaciones antiguas.  


Aunque lo parezca no es el mapa de la Tierra Media ni el camino a Mordor es el mapa de la Montaña Oriental Leonesa de Tomás López, S. XVIII. En el podemos observar como la Calzada del Esla o Camino Real, era la única vía de penetración en la Montaña Oriental junto a la otra del Cea. Discurría por la margen izquierda del Esla hasta un poco más abajo de Riaño, en el pueblo de Huelde, cruzaba a la margen derecha. En Riaño se bifurcaba hacía Valdeburón y Tierra de la Reina. No obstante otro camino no constatado en el mapa y también denominado Camino Real ascendía por la margen derecha del Río Grande. (Foto: Del libro "Los Señoríos en la Montaña Oriental Leonesa" de Siro Sanz-Ramón Gutiérrez)

 En la hermosa  fotografía de los años sesenta coronada por la grandiosa silueta de Pico Moro, se distingue perfectamente el Camino Real a punto de entrar a la garganta del Esla, se le ve serpear hasta las peñas de la Jagariz,  junto a Vegabarrio, donde bordeaba el castillo de Aguilar por bajo. Cuando se tendió el puente del ferrocarril la Robla-Bilbao a finales del siglo XIX, se construyó el arco de la margen derecha para permitir el paso de dicho camino. En la foto se observa que aún no existía el puente nuevo a Yugueros, construido años más tarde junto al edificio de los lavaderos (1903), notable construcción perteneciente a la empresa francesa: Hulleras de Cistierna y Argovejo. (Foto: Antonio Sicilia. Gentileza Imprenta Resti de Cistierna)

 En los años ochenta se construyó el puente nuevo a Yugueros. Vemos el Camino Real pasando por debajo del puente en la margen derecha del Esla a la izquierda de la foto. El edificio de los lavaderos aún persistía a la entrada del puente, fue alevosamente incendiado y derruido a finales de los años ochenta del siglo que pasó. (Foto: Gentileza Doña Luisa Polvorinos)

A la derecha de la foto, margen derecha del río observamos que la variante invadió tramos del Camino Real y además ha hecho casi imposible a los peatones acceder sin peligro al venerable camino. (Foto. Siro Sanz)

No hay comentarios:

Publicar un comentario